Los talleres, que se desarrollarán del 12 al 24 de junio, cubren las especialidades de: Lutería, pedagogía en cuerdas frotadas y especialización orquestal.

Más de 250 alumnos y maestros del Sistema de Coros y Orquestas Juveniles de El Salvador y orquestas asociadas son beneficiados con los talleres que, por quinto año consecutivo, imparte la organización Musaid.

Los talleres, que se desarrollarán del 12 al 24 de junio, cubren las especialidades de: Lutería, pedagogía en cuerdas frotadas y especialización orquestal.

“El trabajo de los maestros de Musaid está enfocado en atender las necesidades la de la Orquesta Infantil, de la Orquesta Filarmónica Juvenil y el trabajo que estamos haciendo con nuestros maestros nacionales también. Aparte de eso, durante las mañanas los alumnos reciben clases individuales donde pueden abordar problemas y situaciones más particulares”, explicó el director del Sistema de Coros y Orquestas Juveniles de El Salvador, Mauricio Mena.

Asimismo, el funcionario detalló que en el trabajo de pedagogía se trabaja específicamente con el grupo de maestros de cuerda frotadas. “Todo lo que tiene que ver con técnicas pedagógicas, metodología y herramientas que son muy útiles y necesarias en el trabajo que se realiza con los alumnos, ya que cada maestro maneja un grupo de jóvenes y niños diferente”, acotó.

La delegación de los músicos que imparten los talleres está compuesta por catorce especialistas en diferentes instrumentos musicales: Alejandro Fernández (percusión); Avery Waite (violonchelo) y director de Programa; Eileen Coyne (corno francés); Esther Nahm (viola); Inés Voglar Belgique (violín y pedagogía); Drew Foxman (violín); Emanuele Michetti (cineasta); Jenia Kobylyanska (violonchelo); Julia Friend (lutería en vientos maderas); Kim Mai Nguyen (viola); Marçal Pàmies Sans (violín); Sam Bobinski (contrabajo); Yanou Vanermen (violín), y Zach Buie (trompeta).

“Lo que intento es detectar los problemas de los alumnos y con ejercicios ayudarles a superarlos; tengo muchos ejercicios pedagógicos con mucha música diferente que depende de cada caso y edad; de cada nivel se elige de a uno a otro”, manifestó el percusionista Alejandro Fernández.

Asimismo, el especialista explicó que realiza ejercicios de reconocimiento auditivo porque existen muchos instrumentos de percusión, con distintos timbres, y es necesario que la niñez aprenda a conocer los nombre y distinguir a uno de otro.

El infante César López, quien toca la viola, se mostró satisfecho con la enseñanza de los maestros de Musaid: “Lo que me está enseñando la maestra es la postura de arco, que es la postura de violín para que toque bien, a tener relajados los hombros para que cuando toque no esté tan tenso y no me cueste; lo que hago es relajarme, ver dónde tengo puesto los dedos y tocar. Además, hay que relajar el codo para que los dedos vayan suaves y tienen que estar circularmente”.

Los maestros salvadoreños y extranjeros junto con los alumnos del Sistema de Coros pondrán en práctica lo aprendido en los talleres durante el concierto de lanzamiento de la Temporada 2017, el domingo 18 de junio, a las 5 de la tarde, en Teatro Nacional de San Salvador, con un repertorio ruso.

conversaciones de facebook