«Estoy satisfecha y contenta por este nuevo proyecto; y que nuestro Presidente y las autoridades del Seguro Social hayan puesto sus ojos en este proyecto que ya lo vemos cumplido, realizado, porque nosotros esperábamos que fuera a más largo tiempo, pero vemos que ha sido en corto tiempo», expresó Dora Alicia Rodríguez, derechohabiente favorecida con la nueva unidad médica de Apopa.

Dora Alicia Rodríguez reside en la colonia La Ermita I del municipio de Apopa. A sus 56 años de edad, con muchas ganas de tener una vida plena, se preocupa por monitorear su estado de salud con regularidad.

«Yo estoy en control en la clínica metabólica, porque soy diabética y también soy alérgica. También voy a ginecología», explicó Rodríguez.

Para Dora Alicia y otros más de 146 mil derechohabientes, la apertura de la nueva unidad médica del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS) de Apopa es un gran alivio, pues amplía los servicios especializados de salud que la antigua clínica no poseía.

«Los beneficios que la nueva unidad va a adquirir son más con especialidades, ya se van a atender otras ramas, de radiografías, dermatología, servicios con los que antes no contaba la unidad médica», agregó la derechohabiente.

Esta moderna unidad médica cuenta además con ultrasonografía gineco-obstétrica y pélvica, medicina física y cirugías de emergencia.

El área de radiografía es un beneficio que Dora Alicia agradece, pues su esposo, a quien hace algún tiempo le amputaron un pie, contará con un lugar cercano para acudir ante cualquier emergencia o necesidad médica.

«Yo lo puedo traer aquí, pagaría un carrito de moto taxi y lo traigo a la consulta (…) cuando lo llevo a especialidades mi hijo tiene que pedir su día libre para poder ir con él, y si no, tenemos que pagar un taxi  para que lo lleve y lo traiga, que implica $20 lo menos», añadió.

Hasta hoy, Dora Alicia y su esposo, han tenido que desplazarse hasta la unidad médica Atlacatl o la de Soyapango, lo que implica costo de transporte y también tiempo.

Para llegar a Atlacatl, Dora Alicia demora alrededor de 30 minutos, mientras que llegar al hospital de Soyapango le toma un promedio de 40 minutos.

En contraste, llegar hasta la nueva unidad médica de Apopa le toma a Dora Alicia solo unos 15 minutos, caminando desde su casa, por ello, la derechohabiente resaltó que «no importa que no tenga dinero (para solventar transporte) para venir a pasar mi consulta».

El establecimiento cuenta con equipo especializado de última tecnología, no solo favorecerá a la población de Apopa, sino también de Nejapa, Quezaltepeque, Aguilares y municipios de Chalatenango.

Por este beneficio del que la población comenzará a gozar a partir del 1 de abril, Dora Alicia externó sus agradecimientos, «darle las gracias al señor Presidente por este esfuerzo (…) a las máximas autoridades del Seguro por haber puesto sus ojos en este municipio para construir esta unidad médica que ya es de un alto nivel».

conversaciones de facebook