La Escuela de Música del INJUVE, cuyo eslogan es «La música cambia vida», es un espacio libre de violencia donde se promuevan valores artísticos, a fin de generar una trasformación social en las y los jóvenes.

Los sonidos de los instrumentos de viento y de percusión inundan cada fin de semana las instalaciones del Instituto Nacional General Francisco Menéndez (INFRAMEN) como parte del proyecto de Escuela de Música que impulsa el Instituto Nacional de la Juventud (INJUVE) con jóvenes de seis municipios del Área Metropolitana de San Salvador (AMSS), priorizados en el Plan El Salvador Seguro (PESS).

En el proyecto participan unos 45 jóvenes residentes de municipios de: San Salvador, Ciudad Delgado, Cuscatancingo, Apopa, Soyapango, Apopa, San Marcos entre otros.

Los jóvenes voluntarios que participan en los talleres tienen entre 16 y 29 años de edad, y han conformado dos grupos de batucada y una banda de paz. Los días de ensayo en la escuela de música son sábado y domingo.

conversaciones de facebook