Un total de 48 alumnos, entre niños y jóvenes de antiguo ingreso, mostraron las destrezas que han adquirido en el Sistema de Coros y Orquestas Juveniles al interpretar fragmentos de obras como “Tiempo de mayo”, de Wolfgang Amadeus Mozart, “Musette”, de Johann Sebastian Bach, y “Coro de Judas Macabeo”, de Georg Friedrich Händel, entre otras.

El Semillero de Cuerdas del Sistema de Coros y Orquestas Juveniles de El Salvador realizó un recital musical dedicado al Día de las Madres, con la entonación de pequeños fragmentos los niños y jóvenes que armoniosamente tocaron violines, violas y violonchelos.

El escenario fue el auditorio del Museo Nacional de Antropología Dr. David J. Guzmán, que rebosó de asistentes entre las que destacaban las madres de los jóvenes músicos a quienes dedicaron el concierto.

Karla Irigoyen, madre de Kariella Meza Irigoyen, quien tiene cuatro años de pertenecer al Semillero de Cuerdas, menciona que ha notado “un gran avance. Los niños están más empoderados con su instrumento, es notorio cómo han mejorado”, y añade complacida: “Respecto al agasajo, nos sirvió para compartir con otras madres que sus hijos apenas inician y pueden ver lo que los niños pueden llegar a hacer”.

El recital musical fue guiado por las maestras Mariel Méndez y Vanessa López, en violín, así como Renato Portillo y Natalia Vargas, en viola y violoncelo respectivamente.

Un total de 48 alumnos, entre niños y jóvenes de antiguo ingreso, mostraron las destrezas que han adquirido en el Sistema de Coros y Orquestas Juveniles al interpretar fragmentos de obras como “Tiempo de mayo”, de Wolfgang Amadeus Mozart, “Musette”, de Johann Sebastian Bach, y “Coro de Judas Macabeo”, de Georg Friedrich Händel, entre otras.

Al final, cada niño y joven entregó a su madre un broche de rosa como presente por parte del Sistema.

conversaciones de facebook